A raíz del aislamiento obligatorio causado por la pandemia del COVID-19, educadores de todas partes del mundo nos vimos obligados a repensar la escuela en su formato tradicional: cambiamos el aula por el living de casa y el pizarrón y los cuadernos por la pantalla de ZOOM.

Docentes y familias debimos reacomodar nuestras rutinas y hacer frente a una de las grandes incógnitas de este período: ¿cómo lograr que los niños, niñas y adolescentes sigan aprendiendo?

Más allá de las enseñanzas que nos ha traído este momento tan particular de la historia (muchos han aprovechado la estadía en casa para enseñar a sus hijos a ordenar sus cuartos, cuidar de las mascotas y generar mayor independencia al colaborar con los quehaceres diarios), con los contenidos académicos que se dictan en la escuela la dinámica no es tan sencilla. No solo porque, en la mayoría de los casos, los adultos deben dedicar su tiempo a las obligaciones laborales, sino también porque no todos cuentan con las herramientas para acompañar a los niños y niñas en el proceso de aprendizaje a distancia.

Por eso, junto a un equipo de docentes de INA elaboramos una guía para familias con respuestas a las preguntas que pueden surgir en casa en este contexto particular que atraviesa la escuela.

Descargá la guía